04 agosto 2011

Meteora

Os podría contar con pelos y señales la historia de este cuadro, pero os aburriría muchísimo... por lo que pasaré a haceros una especie de resumen.

Todo empezó hace muchos años; cuando mi amigo Rober, me encargó un cuadro con una temática muy amplia y concreta: Grecia. Y a partir de ese momento, me empezó a bombardear con historias de todo tipo. Que si las Termópilas; que si no sé qué de un virus troyano; algo de unas iglesias en unas rocas; Partenón; cerveza; una bolsa de doritos... y nada, este es el resultado. Unas columnas gigantes, sobre las que descansan unos templos.


No hay comentarios: